Residuos domésticos: separa bien y reciclarán mejor

Residuos domésticos

En línea con los objetivos europeos y la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, la Estrategia Española de Economía Circular (EEEC) ‘España Circular 2030’ presentada en junio de 2020 busca reducir al mínimo la generación de residuos domésticos y que se aprovechen al máximo los que no se pueden evitar. Para ello se marca entre otros objetivos incrementar la reutilización y preparación para la reutilización hasta llegar al 10% de los residuos municipales generados. Son las “famosas R” de la senda de la circularidad: Reducir, reutilizar y reciclar.

La Estrategia insiste en que la necesidad de seguir el principio de jerarquía de los residuos, promoviendo la reducción del número de residuos generados, por ejemplo, a través de la prolongación de la vida útil del producto, potenciando su reutilización o, en última instancia, su reciclaje. Por esta razón, la separación en origen que realiza el ciudadano en su domicilio antes de depositar los desechos en el contenedor correspondiente es fundamental.

Recordemos que los contenedores más habituales usados por la inmensa mayoría de la población que recicla son en el amarillo, el verde, el azul y el marrón, éste último recién llegado a nuestros hogares para los residuos orgánicos.

En la actualidad, en España, hay varios Sistemas Colectivo de Responsabilidad Ampliada del Productor (SCRAP) sin ánimo de lucro que se hacen cargo de la obligación de los productores de hacerse cargo de la gestión de los residuos. Algunos de estos sistemas (por ejemplo, Ecoembes o Ecovidrio) están mantenidos económicamente por las propias empresas que colocan los envases en el mercado (tal y como marca la Ley), de manera que se puedan financiar los sistemas de recogida separada, una labor que normalmente recae en los ayuntamientos.

Gracias a estos sistemas, cada vez se recicla más en España, aunque todavía queda un largo camino por recorrer.

Algunos de los sistemas más importantes de recogida separada de residuos son:

Ecoembes 

Colabora con las entidades locales en la recogida selectiva de envases de los contenedores amarillos y azules -y su instalación- y vela para garantizar el destino final de los materiales recuperados, entre otras muchas actividades. El amarillo está destinado para envases domésticos (botellas de plástico, latas, bricks…), mientras que en el azul se depositan los residuos de papel/cartón. En 2019 se reciclaron en nuestro país un total de 1.505.661 toneladas de todos ellos.

Ecovidrio

Su función principal es la instalación de los contenedores verdes y la gestión de la recogida de los residuos de envases de vidrio conforme a modelos de gestión diferentes según el ente local de que se trate. El año pasado se marcó el objetivo de lograr una tasa de reciclado superior al 80% en 2025, superior al marcado por la Unión Europea.

Sigfito

Es un SCRAP dedicado exclusivamente a recoger y reciclar todos los envases vacíos de productos agrarios -fertilizantes, bioestimulantes, nutricionales, abonos foliares y fitosanitarios- que los agricultores depositan en los puntos de recogida, en su mayoría, cooperativas agrarias o distribuidores de insumos agrícolas.

Aevae

Dedicado a residuos de envases de uso agrícola como fertilizantes, agronutrientes especiales, bioestimulantes agrícolas, microorganismos para el suelo, etc… o de fauna auxiliar para cultivos ecológicos y lucha integrada. Garantice la recogida, transporte, almacenamiento y valorización de este tipo de residuos. La mayor parte de sus socios fundadores son empresas pertenecientes a la Asociación Española de Fabricantes de Agronutrientes (AEFA).

Sigre

Se encarga de garantizar que los residuos de envases y restos de medicamentos que se generan en los hogares tengan una correcta gestión medioambiental para, evitar, por ejemplo, el riesgo de contaminación de suelos y aguas. Los puntos de recogida –‘Punto Sigre’- suelen estar en las mismas farmacias. Actualmente colaboran más de 21.800 en toda España.

Signus

Creada a iniciativa de los principales fabricantes de neumáticos se encarga de la gestión medioambiental de los mismos una vez usados y de su preparación para la reutilización cuando sea posible. Durante 2019, SIGNUS gestionó 188.631 toneladas. Alrededor del 12% se preparó para su reutilización (neumático de segundo uso o recauchutado). El 88% restante se recicló para transformarlo en nuevos materiales, con lo que se consiguieron 39.011 toneladas para la construcción de 390 campos de fútbol, 21.900 toneladas para la fabricación de 4.380 parques infantiles y 2.940 toneladas que se incorporaron a 280 kilómetros de carreteras, entre otros.

TNU

Gestiona el reciclado y valorización de los ‘Neumáticos Fuera de Uso’ (NFU). En el cumplimiento de esta función trata de dar valor a este tipo de residuo mediante la recuperación un proceso de granulación o trituración. Desde su inicio, ha recogido y reciclado 360.630 toneladas de neumáticos usados.

Sigaus

Consta de una red de cerca de 160 empresas con las que se asegura de que funcione correctamente la recogida y tratamiento del aceite usado en aproximadamente 70.000 puntos repartidos por toda España. 

Sigpi 

Está dedicado a la gestión de aceites industriales usados no individuales y bajo la condición para su recogida de estar en condiciones de ser válido para la regeneración. Se ha marcado el objetivo de regenerar el 100% del aceite usado.

Ambilamp

Es un sistema de recogida y tratamiento de residuos de lámparas y luminarias con más de 35.000 puntos de recogida. La Asociación tiene más de 400 productores adheridos. En 2019 recogió y trató casi 8.843 toneladas de residuos.

Recyclia

Tiene una amplia red de recogida de residuos eléctricos y electrónicos (raees).  Administra las fundaciones medioambientales Ecofimática, Ecolum, Ecopilas y Ecoasimelec. Dentro de esta última nació en 2003 Tragamóvil para la gestión de los residuos de aparatos de telefonía y comunicaciones así como sus accesorios. En 2018 Recyclia gestionó 49.757 toneladas de residuos de raees y de pilas y baterías.

También en el ámbito de los aparatos eléctricos y electrónicos funcionan además en España: Ecolec, Eco-RAaee’sEcotic.  

En Europa, existen sistemas similares a los SCRAP españoles. EuRIC, la Confederación Europea de Industrias de Reciclaje, integra entre sus miembros a sistemas de responsabilidad del productor de muchos países europeos. Además, destacan:     

ERP 

Es una organización paneuropea de responsabilidad ampliada del productor con sede en varios países, incluida España, que responde a las siglas European Recycling Platform. Está dedicada a la gestión de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (raees) así como de baterías y acumuladores (WBA). Ofrecen soluciones a medida para aquellos productores que quieren superar las obligaciones legales y avanzar en economía circular.

Expra

Es la Alianza de Responsabilidad Ampliada del Productor (Extended Producer Responsibility Alliance). Defiende los intereses de este tipo de sistemas colectivos de gestión de residuos a nivel europeo. Tiene alrededor de 19 miembros, dos de ellos españoles Ecoembes y Ecovidrio. Expra defiende que RAP es un concepto probado en muchos países como implementación de los objetivos de la política europea y otros objetivos nacionales y que en más de 30 países la industria la está utilizando como una herramienta económica para garantizar la recogida, el reciclaje y la recuperación de los envases usados ​de origen ​doméstico.

Pro-Europe

Es la organización europea creada en 1995 encargada de conceder las licencias de uso de ‘Punto Verde’ -que garantiza que la empresa productora del envase cumple con la Ley- a los sistemas nacionales de Responsabilidad Ampliada del Productor (RAP). Pro-Europe 31 miembros activos en 31 países entre ellos nuestro país que está representado por medio de Ecoembes.

Al igual que en España tenemos recogida separada de residuos para su reciclaje en contenedores, en Bélgica el modelo de reciclaje es similar, con contenedores, solo que existen bolsas oficiales para cada tipo de residuo y cada uno tiene su día de recogida. También los franceses depositan sus residuos de envases en contenedores. En la etiqueta de cada uno se específica en cual debe depositarlo tras su uso.

Lo importante es que los residuos no acaben en el vertedero y entre todos se alargue la vida útil de los envases bien mediante su recuperación bien a través de su reciclaje.

Categorías
Volver a las noticias
Otras noticias relacionadas
¿Cómo reciclar en casa?
Leer más

app de reciclaje

Me llamo A.I.R- e y soy el robot que puede ayudarte a resolver tus dudas sobre reciclaje de residuos.

¡Pregúntame!
Volver arriba