Reciclar sacos de dormir

reciclar sacos de dormir

Pasar una noche confortable en la montaña puede ser un reto. Una buena herramienta para conseguirlo son los sacos de dormir, que nos protegerán del frío y harán de cama improvisada. Pero, una vez hemos exprimido su vida útil, ¿dónde debemos depositarlos? ¿Se pueden reciclar los sacos de dormir?

Los sacos de dormir pueden estar hechos de una combinación de material sintético, plumas y algodón o solo de material sintético. Es común que el relleno se vaya deteriorando hasta ser inservible, ya que el objetivo principal es aislar del frío y según se vacían pierden ese efecto. Si sucede podemos pensar en darles otro uso o, si no es posible, debemos depositarlos en un punto limpio. Puedes consultar con el ayuntamiento de tu municipio dónde están los más cercanos.

A la hora de reutilizar un saco de dormir todo es cuestión de imaginación. Puede servir para hacer un cojín, una cama para mascotas o incluso para decorar otros objetos utilizando la tela exterior. Antes de desecharlo piensa si sus materiales te podrían servir para otro fin.

¿Uso del saco de dormir?

Dormir en el suelo puede ser muy incómodo. Si además se hace en la montaña, donde es habitual que las temperaturas bajen mucho por la noche, puede que se convierta en una pesadilla.

A la hora de elegir la zona donde dormiremos no debemos olvidarnos de preparar el sitio, creando un espacio liso donde poder colocar el saco, ya sea dentro o fuera de una tienda de campaña. En este proceso también debemos recordar que es importante proteger el medio ambiente y no dañar nada de lo que encontremos en la naturaleza.

Una vez esté preparada la superficie llega el momento de sacar el saco de dormir y agitarlo para que coja volumen. Se separará el relleno y así será más cómodo. A la hora de entrar en el saco será importante llevar ropa seca puesta o dormir sin ropa. Recuerda que el interior del saco de dormir cogerá temperatura gracias al cuerpo, por lo que introducirse cuando aún no tenemos frío es importante. De lo contrario será más difícil entrar en calor.

Mantenimiento del saco de dormir

Alargar la vida útil del saco puede suponer un gran ahorro, ya que los sacos de buena calidad pueden ser caros. Si se trata con cuidado y se maneja correctamente puede ser un objeto que dure mucho tiempo.

A la hora de recoger el saco lo más importante es que esté completamente seco. Si no es posible por el clima o el tiempo del que disponemos, se deberá airear lo máximo posible. Así evitaremos que se deteriore y además no lo encontraremos húmedo al día siguiente.

El siguiente paso es el más delicado: introducir el saco en la bolsa de transporte. En ese momento es cuando más se puede dañar el relleno, que es la parte más importante del saco. Lo haremos siempre con cuidado, pero sin seguir ningún patrón de doblado que pueda crear formas extrañas. Además, se utilizará la bolsa solo para transportarlo; para almacenar el saco de dormir es conveniente sacarlo de ella.

La limpieza del saco también es un punto crítico, puesto que si no se hace correctamente también resultará muy dañina para las propiedades del mismo. Lo más recomendable es leer la etiqueta o instrucciones que vengan incluidas, ya que dependiendo del material y las características de cada saco se deberá lavar de distinta manera. No obstante, para un mantenimiento más habitual, se puede pasar un paño húmedo por el exterior del saco y dejarlo secar al aire, sin doblarlo.

Si tienes dudas sobre dónde reciclar sacos de dormir o cualquier otro residuo, consulta con A.I.R-e, el chatbot inteligente sobre reciclaje de Ecoembes. La primera App inteligente de reciclaje ¡Resolverá todas tus preguntas!

Fuente:

https://www.aristasur.com/contenido/caracteristicas-de-un-saco-de-dormir

Categorías
Volver a las noticias
Otras noticias relacionadas
Botellero reciclado
Leer más

app de reciclaje

Me llamo A.I.R- e y soy el robot que puede ayudarte a resolver tus dudas sobre reciclaje de residuos.

¡Pregúntame!
Volver arriba