Las 7Rs

Reducir, Reutilizar y Reciclar, ¿pero conoces las otras cuatro?

Seguro que ya conocías las tres Rs: Reducir, Reutilizar y Reciclar, imprescindibles para un pensamiento ecológico en la actualidad.
Pero ¿conoces las otras cuatro? Te hablamos de ellas.
¡Ampliemos nuestro vocabulario sostenible!

 

¿Qué son las 7Rs?

Las siete Rs son siete palabras que empiezan por esta letra y que sirven para ilustrar las acciones necesarias para alcanzar el cambio hacia una economía circular. Pero ¿qué es la economía circular? Introduzcamos un término que es muy importante para comprender todo el proceso: la economía lineal.

La economía lineal ha sido el modelo que ha protagonizado hasta ahora la historia de la humanidad. ¿En qué consiste? ¡Muy sencillo! En crear productos, usarlos y después desecharlos.

Este modelo promueve la obtención de nueva materia prima cada vez que se quiere fabricar un nuevo producto, generando un gran impacto ambiental. Pero con la economía circular esta forma de pensar cambia ya que se introducen las llamadas 7Rs. Cuando entra en juego cualquiera de ellas en el proceso, el producto adquiere de nuevo valor. ¿El objetivo? Aprovechar los recursos que ya tenemos.

La economía circular se está comenzando a implantar, y tiene como fin último la sostenibilidad. Es el momento de dar el paso definitivo…

Las 7Rs

¿Cuáles son las 7Rs?

En esencia, las 7Rs son claves que nos ayudarán a consumir de manera más responsable y sobre todo sostenible. Son las siguientes:

Rediseñar

Es decir, introducir la ecología en el diseño, para fabricar productos teniendo en cuenta al medioambiente. De esta forma, se busca que no solo prime la funcionalidad, sino también la sostenibilidad: usando unos materiales u otros, un diseño de envase u otro…

Reducir

Consumimos mucho y muy rápido. Un cuidado del medioambiente pasa también por reducir la cantidad de productos que consumimos y/o residuos que generamos.

Reutilizar

Usar de nuevo todos aquellos productos e incluso darles nuevas vidas con manualidades o trucos caseros. En internet puedes encontrar un montón. Con esto conseguimos alargar la vida útil del producto, y así frenamos la producción en exceso de residuos.

Reparar

En vez de desechar productos cuando no funcionen y comprar otros nuevos, tratar de repararlos para que vuelvan a desarrollar sus funciones originales. Muchas veces tendemos a ni siquiera considerar la opción de reparar un producto, ya que nos parece mucho más fácil comprar uno nuevo. Pero reparar es más barato en muchísimas ocasiones y siempre mejor para el medioambiente. ¡Ahorro en materias primas, energía y reducción de residuos!

Renovar

Tratar de actualizar todos aquellos objetos antiguos para que puedan volver servir para aquello para lo que fueron creados.

Recuperar

Recoger materiales que ya han sido usados para reintroducirlos en el proceso productivo.

Reciclar

Es decir, reintroducir residuos que ya han sido usados en los procesos de producción de manera que sirvan como materia prima para otros productos nuevos. De hecho, este es el tema principal que tratamos en esta página.

El reciclaje es todo un mundo lleno de posibilidades. Si quieres conocer como funciona en mayor profundidad, te invitamos a que explores la web todo lo que quieras. No solo te explicaremos, sino que también intentaremos resolver todas tus dudas. ¡Únete al reciclaje!

Podemos concluir afirmando que un cambio de mentalidad es hoy mas importante que nunca. Debemos comenzar a cambiar nuestros hábitos antes de que sea demasiado tarde. Las opciones que tenemos para cuidar más de nuestro planeta son numerosas, no debemos reducirlas y están en nuestras manos. La mayoría de ellas pasan por un cambio de pensamiento, pasar del lineal a la circular. Convertirnos en consumidores 100% responsables y
sostenibles. ¡Nuestro planeta nos lo agradecerá!