¿Dónde tirar las tapas de los tarros?

tapas de los tarros

¿A qué nos referimos cuando hablamos de tapas de tarros? ¿Y dónde debemos tirar estas tapas? Estamos haciendo referencia a esos elementos que sirven para cerrar envases de montones de productos.

Las tapas pueden ser metálicas, normalmente plateadas o doradas, y pueden ir enroscadas en envases de vidrio, en latas de conservas, en botellas de vidrio, etc. También hacemos referencia a las tapas de plástico, como las de las botellas (comúnmente llamadas tapones), a las tapas de los yogures, las que sirven para envasar alimentos…

En definitiva, en este post hablamos de todos los tipos de tapas que sirven para cerrar distintas clases de envases, bien sean de plástico o metálicas.

Las tapas de los tarros son reciclables

¡Tenemos buenas noticias! Tanto las tapas metálicas como las de plástico son totalmente reciclables, aunque es habitual las dudas sobre dónde depositarlas. Desde Ecoembes, ¡las resolvemos todas!

En este caso, las tapas metálicas son completamente reciclables, pero no van al contenedor de vidrio junto con el resto del envase. ¡Hay que separarlas!

Tipo de contenedor

Las tapas metálicas son las que más controversia generan, ya que al ser metálicas, podemos creer que deben ir al contenedor de vidrio junto al resto del tarro. ¡Pero esto es un error! Por su composición, estas tapitas deben desecharse en el contenedor amarillo, es decir, en el destinado a envases metálicos, envases de plástico y envases tipo brik.

¡Aunque existen otras alternativas! Recordad que antes de reciclar debemos pensar cómo reutilizar los productos y alargar su vida útil. Con un poco de imaginación (e internet), ¡las tapitas se pueden convertir en todo tipo de objetos de decoración! Mesas, tarros, marcos de fotos…

¿Cómo es el proceso de reciclado?

El proceso de reciclado de las tapitas metálicas y de plástico es distinto, aunque tienen algo en común: debemos depositarlas separadas de su envase original, no enroscadas, en el contenedor amarillo.

En el caso de las metálicas, se separan los materiales, segregando según el tipo de metal. Posteriormente se trituran y lavan, retirando todas las posibles impurezas, como restos de comida o etiquetas. Por último, se seca y envía a las plantas de fundición para reintroducirlo en el proceso productivo.

El reciclaje de las tapas de plástico es el mismo que el de cualquier envase de este material. Se separan según el tipo de plástico y segregan por colores para optimizar el uso de colorantes. Después, se rompen y trituran las piezas, se lavan para eliminar impurezas, se secan y centrifugan. Por último, se homogeneizan, dándole forma y color.

¿Qué se hace con ello después?

Podemos encontrar nuevas tapas hechas de material reciclado, latas, envases e incluso materiales de construcción. ¡Todo un mundo de posibilidades!

Categorías
Volver a las noticias
Otras noticias relacionadas
¿Qué tipos de reciclaje existen?
Leer más

app de reciclaje

Me llamo A.I.R- e y soy el robot que puede ayudarte a resolver tus dudas sobre reciclaje de residuos.

¡Pregúntame!
Volver arriba